Lo que el Liverpool debería ser

La tarde del domingo nos ofreció al mejor Liverpool de toda la temporada, tan rotundo y simple como eso. Frente a los Reds, un Sunderland que, o bien no estuvo fino por un mal partido, o es que los de Benítez no les dieron opción. La clave del éxito se fraguó en las modificaciones al once inicial del Liverpool, con Gerrard en el centro del campo junto a Mascherano, Babel en la banda izquierda, Maxi por la derecha y Kuyt y Torres en punta de ataque. El ritmo de balón fue la clave, con abundante primer toque y una clarividencia asombrosa a la hora de descongestionar el juego. Mascherano estuvo soberbio en, prácticamente, todas las facetas del juego, con un despliegue de juego que me ha sorprendido. No soy muy devoto del argentino, y aunque reconozco su evidente talento defensivo, creo que la pareja que forma con Leiva es perjudicial para el Liverpool. Sinceramente lo prefiero mucho antes que al brasileño, pero, en todo caso, nunca juntos. Sin embargo, el centro del campo funcionó como un reloj suizo durante casi todo el encuentro, con un Gerrard que se multiplicaba y un Kuyt que cada día me gusta más, ayudando en la salida del balón y enlazando con el resto de atacantes.

Kuyt alucinando. No es para menos.

Pero ahora lo serio: Fernando Torres. Increíble el golazo que se ha sacado de la chistera. Le encanta esa jugada, recibir el balón escorado, fintar hacia el pico del área y buscar la escuadra larga de la portería rival. No lo voy a describir más, simplemente hay que verlo, y no es el primero que marca de esa guisa. Obsérvese el gesto de Kuyt tras él, como diciendo "menudo golazo te acabas de inventar". El segundo gol del madrileño es otra demostración de sangre fría. Da sensación de facilidad a una acción en la que a muchos jugadores les tiemblan las piernas. Entre medias de ambos goles, un zurdazo de Johnson que toca ligeramente en un defensa y se cuela para hacer el segundo de la tarde. Bastante bien los laterales, por cierto, tanto Insúa como Johnson. Además, no quiero olvidarme de Agger, que ha cuajado un grandísimo partido, con numerosas jugadas de conducción e incorporación al ataque, avanzando metros al estilo del mítico Beckenbauer, como un cuchillo en mantequilla. Y en este caso, la mantequilla fue un Sunderland que pareció llegar dispuesto a contribuir al espectáculo.


Los goleadores de la tarde

¿Espectáculo? Pues sí, señores, en Anfield se ha visto un fútbol de muchos quilates, como no recuerdo otro partido en toda la temporada. Y tampoco podemos hablar de revolución en el once, sino que daba la sensación de que había un cambio más profundo, más psicológico. La inclusión de Babel fue todo un acierto y espero que pueda ir asentándose en la titularidad, ya con la más que probable baja de Riera (cesión en un principio a algún equipo del fútbol ruso, por diferencias con Benítez). También me gustaría que Aquilani fuera entrando más, pero no me da buena espina su situación. Sabemos que es un jugador excelente, pero su adaptación está siendo demasiado larga, incluso extraña. En cualquier caso, tengo mucho interés en ver si este Liverpool mantiene el espíritu de lo que siempre debería ser, el equipo que lleva el peso del partido, que mete a sus rivales en el área, que no concede ocasiones (al descanso, cero tiros del Sunderland a la portería de Reina) y que, en definitiva, asienta las bases de lo que podría ser la próxima temporada si aciertan en el mercado de fichajes: campeón de la Premier League.

3 comentarios:

M.K dijo...

Los goles de Torres augurán un Mundial inolvidable para España y concretamente con los ojos puestos en Torres!

saludos y buen nombre para un blo! saludosdesde

http://alwaysfootballclub.blogspot.com/

Matías Rodríguez dijo...

realmente por todo lo que tiene al alcance de jugadores e historia tendira que etsar mucho mas arriba el liverpool, excelente informe, un saludo

Julián Martínez dijo...

Espectacular el gol de Torres y el rendimiento goleador del madrileño esta temporada aún sin estar a tope a causa de las lesiones. Parece que hubo polémica el otro día cuando Benítez retiró a Torres del partido contra el Birmingham, aunque el entrenador argumenta que le vió cansado. No sé...

Espero ver al Liverpool dando la imagen que comentabas en el post contra el Benfica en el compromiso de la Europa League de esta semana donde se juegan el pase.

Gran post Guillermo! Saludos.

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails