Thriller con final feliz

Inzaghi
foto: uefa.com

El Real Madrid mostró su enorme salto de competitividad en Liga el pasado fin de semana ante el Hércules  confirmando su rápida evolución como equipo. No he hablado mucho de los blancos de momento pero es obvia la escalada en confianza y juego. Mourinho sabe como motivar y sacar lo mejor de cada jugador y lo demuestra partido tras partido. Suele equivocarse poco al tomar decisiones en el transcurso de los encuentros. Hoy volvió a demostrarlo. Aún así, en una gran noche europea en San Siro y ante un Milan errático, los merengues no consolidaron las mejoras vistas en Alicante. Se puede decir que siguen yendo de tapados y eso es muy bueno para ellos.

Conviene comenzar por el Milan. El equipo de Allegri se ha reforzado este verano de una manera totalmente desequilibrada. El preparador italiano hace malabares y probaturas desde que arrancó la temporada oficial para dotar de sentido y credibilidad a un proyecto infame que cuenta con Ronaldinho, Robinho o Ibrahimovic. Complicado. Terceros en el Calcio, tenían la oportunidad en casa de mostrar el estado de sus progresos. Resultado: Nada de nada. Sin capacidad para mantener la posesión de la pelota, el Milan funcionó a base de balones largos. El centro del campo, puro músculo: Gattuso y Boateng fueron superados por la velocidad de piernas y balón madridista. Pirlo desaparecido. Los medios eran superados con una facilidad pasmosa lo que provocó que defendieran  muy atrás y sufrieran mucho en el primer tiempo.

El Madrid empuja. Empujó y forzó a defender en la frontal del área -incluso dentro del área-. Y da igual que sea el minuto 44 con 0-0 que el 94 con 2-1. Incluso haciendo cosas mal es muy superior. Cuando acelera te mata. Sus goles se gestaron en la frontal del área con un pase preciso (Di María y Benzemá) para desarbolar a toda la denfensa italiana. Pese a todo, el ataque blanco no fue una maravilla. Demasiado juego vertical en el primera mitad que provocó perdidas de balón a las que el Madrid no supo enfrentarse correctamente. Los pasadores italianos con capacidad para enviar balones metieron en un lío a la zaga española. El Milan creció a partir de ahí.

Ya en el segundo acto, Allegri jugó la carta de Pipo Inzaghi. Cualquier error en un balón largo lo aprovecharía el ariete italiano. Y así fue. Al envío de Gattuso siguieron errores de Pepe y Casillas (mal partido el suyo). Minutos después de nuevo Gattuso e Inzaghi culminaron el milagro de San Siro. El compromiso de Inzaghi con los colores rossoneri es indudable. 70 goles en competiciones europeas. Nunca fue un superclase pero su romance con el gol es incuestionable. En un partido sin opciones para los italianos Pipo, desde que saltó al campo, mostró el camino a sus compañeros: presión, trabajo y sacrificio. Ronaldinho e Ibrahimovic pueden tomar nota.

El Milan no tiene ahora mismo para competir en Europa y mas contra rivales como este Madrid que, conociendo a Mou, en octavos y cuartos va a ser mucho mas serio y peligroso si cabe. Sirva la temporada pasada con el Inter como ejemplo. La lectura para los blancos es positiva: fueron incapaces de cuajar 90 minutos perfectos pero les dió para dominar, mostrar una cara muy seria incluso con el 2-1 y empatar al final. Algunos errores individuales y la actitud durante media hora les pudo costar muy cara. Seguro que habrán tomado nota. Peor para los italianos. El equipo no es competitivo y sufren mucho en defensa. Pinta que este no será su año.

3 comentarios:

Julián Martínez dijo...

Muchísimas mas cosas que comentar sobre el partido imagino. Yo quiero destacar la seguridad defensiva que está adquiriendo el Madrid. Puede que hoy no haya hecho gala de la misma, pero hasta hoy el Madrid en 12 partidos (9 de liga y 3 de Champions) habían encajado 5 goles. Hoy la primera vez que reciben 2 esta temporada.

Guillermo dijo...

Estoy de acuerdo con el artículo en la parte fundamental, la de la mejora del Madrid. Pero he de reconocer que sigo muy, pero que muy escéptico con respecto a que esa mejora sea tan real como parece.

No quiero quitar méritos, pero quizá el Madrid de ahora ha tenido un lote de partidos mucho más asequible que el de otros años. Eso favorece que el equipo en construcción se vaya asentando, pero sigo sintiendo la necesidad de verles jugar contra equipos más poderosos. El Milán de hoy en día ha demostrado que te puede hacer daño, pero es una caricatura del equipo temible que fue hace años.

Por otro lado sigue sin gustarme Cristiano Ronaldo ni lo más mínimo. Reconozco sus cualidades técnicas, pero lo que hizo ayer en San Siro, jugada tras jugada, es para analizarlo y echarse a llorar. Siempre hablando desde concepto de equipo y de jugador que trabaja para el equipo, quiero decir.

Se empeña en que las jugadas siempre pasen por sus pies, hace bicicletas y movimientos ridículos para acabar dando un pase hacia atrás, no forzó ni una sola jugada digna de mención por su banda, fijáos en que cada vez que recibe la bola y un compañero se le ofrece, como está haciendo tonterías de amagos y fintas cuando acaba por dar el pase ya los coge a todos a contrapié. A Marcelo se lo hizo en casi todas las jugadas que el lateral se incorporó.

Mención especial a la jugada en que recibe ante Abate y se pone a hacer el bobo con Ozïl a dos metros más escorado a la banda. Gattuso se cansa de las tonterías del portugués y se dirige hacia él con la idea de reventarlo (seguro que pensó en levantarlo un palmo de una patada) y Cristiano que se lo ve venir se da media vuelta y le pasa la patata caliente a Ozil, quién se lleva la patada al final. TRE-MEN-DO

Eso sin mencionar lo que en su día dijo Epi: no le mete un gol de falta ni al arco-iris en relación a los lanzamientos que intenta. Y es que se empeña en tirarlo todo aunque no tenga ángulo. Ayer lanzó una falta que debería haber centrado al área y le salió un tiro raso absurdo que provocó un contragolpe hacia su portería.

En fin......... lo dicho, mucho me tiene que demostrar el Madrid todavía, porque parafraseando a mi padre en un comentario que hizo ayer: "el Madrid es un gigante con pies de barro"

Saludos

PD: Webb y sus asistentes en su línea.

Julián Martínez dijo...

Madre mia la superioridad del Real Madrid hoy en el derby. El Atletico parecia un equipo NADA trabajado. Como asfixia el Madrid para recuperar el balon. Con todo lo que he dicho de Mourinho y ahora estoy en una nube... Menudo equipo mas trabajado.

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails